Ir al contenido principal

Entradas

ELUCUBRACIONES

    Se desploma el tiempo con las sacudidas de las horas muertas que se deslizan en silencio, se adormece la madrugada entre sueños y despertares que desvelan soledades. Mortecina luz se proyecta en los ventanales, puertas que abren entradas escondidas y atraviesan el túnel de lo incierto hacia la verdad que yace en algún lugar de la noche fría. Se evaporan como por arte de magia las neblinas del camino y despacio, el no-tiempo avanza en su recorrido, las saetas enloquecen sin dirección alguna y giran en un vertiginoso baile sin control de sí mismas. Nada es lo que aparenta ser en una realidad convencional, la mente mantiene su estatus de poder y accede a ser magnánima con el pensamiento, el azorado compás del corazón queda perturbado ante la novedad de ser atendido como debe, rechazando la razón que impone unas reglas a conveniencia, la luz brota del manantial de la esperanza y brilla con poderosa fuerza eclipsando elucubraciones que durante la noche al durmiente atormentan. Imagen de
Entradas recientes

EN LA MEMORIA DEL TIEMPO

  Como diapositivas en sucesivo movimiento se proyectan en mi mente imágenes que me transportan a todos los tiempos. Me envuelvo bajo el manto del recuerdo y navego, me dejo llevar por el torrente de historias que fluyen del pensamiento, deteniendo instantes en los que reencontrarme con los recuerdos que se refugiaron en algún rincón del desván de la escurridiza memoria donde quedaron sepultados por la fría soledad del silencio. Quisiera poder acceder a la entrada principal de la cámara y congelar el momento perfecto en que las heridas dejaron de sangrar, donde el dolor se desvió hacia el camino de la sanación y las puertas hacia el infierno cerradas quedaron por siempre. Los recuerdos se amoldan a la perfección como cómplices del olvido y seleccionan aquellos en que los sueños se cumplieron como en un cuento sin fin recreando el paraíso perfecto en el que la felicidad no se cuestiona, la paz seduce el alma y cuerpo y mente en equilibrio se mantienen. En su selección hacen un guiño al

NO A LA VIOLENCIA DE GÉNERO

 En el mortífero silencio se escucha el último aliento, vida que se pierde bajo el grito impotente, nada sabe, nada entiende, sólo contempla con mirada perdida su propio cuerpo inerte.  Despunta el día con sabor a muerte, es otra mujer, víctima inocente, que no pudo contener a tiempo el golpe asestado con las frías manos de quien un día en sus brazos le juró amor por siempre. La tierra absorbe el llanto de tantas rosas del jardín arrancadas. La noche se torna más oscura a cada golpe, a cada vida sesgada, a cada mujer maltratada . El planeta grita impotente al comprobar que no se acaba esta lacra que persiste en todos los tiempos, una lacra que a la mujer somete y masacra, que hiere el alma y perfora las entrañas al mirar alrededor y comprobar la inhumanidad que golpea con fuerza la vida de las mujeres negándoles el derecho a SER. Imagen de la red

UN GRITO DESDE EL SILENCIO

    Desde las entrañas de la tierra se escucha el rugido de la criatura que habita en la solitaria cueva, estruendos de dolor lanzados al viento clamando al cielo que acabe su tormento. Se encoge sobre sí misma esperando una respuesta que no llega. El silencio se hace insostenible, lleva tanto tiempo incomunicada consigo misma que su memoria no retuvo el sonido que produce la palabra, sólo ruge y ruge como una fiera acorralada en el mundo de oscuridad en el que se sumergió y del que no encuentra modo de poder salir. Espera con impaciencia liberarse de la sordera y escuchar su voz pronunciando las palabras mágicas que le devuelvan la confianza perdida. Su mundo se vino abajo con el estruendo que produjo la indiferencia, la incomprensión y la falta de humanidad. Grita en una súplica desde sus adentros por recuperar la fe y la creencia de que el caos terminará y un nuevo mundo renacerá de entre las cenizas del adormecimiento colectivo donde el sol dejará ver las mañanas límpidas en un bañ

MÁS ALLÁ

Más allá de lo que el ojo a simple vista alcanza a ver se produce el auténtico milagro de ser. Más allá de lo imaginado o simplemente pensado ocurre la magia que se percibe desde el interior. Mas allá del sueño, más allá de la realidad conocida se encuentra la razón de la existencia, la esencia del Ser, la verdad eterna. Más allá de lo que se pueda creer no hay noción de lejos o cerca, el tiempo no cuenta, la vida es un fragmento de aire que se inhala y en un instante se exhala sin darnos cuenta.  Imagen de la red

EN EL SILENCIO

Cae sobre mí el silencio como copos de fría nieve, escarchadas formas que van calando mi cuerpo hasta convertirlo en una rígida estatua de hielo. Siento caer con lentitud las gotas heladas de una lluvia tan invisible como tangible que congela la sangre en mis venas.  Ensordecida la madrugada se niega a despertarme del profundo sueño y me hundo y me hundo y sucumbo en los pliegues de la noche. Inmutable ante el frío silencio en el que mi ser se introduce en un suspiro contenido acentuando el desamparo en el eco del vacío en el que contemplo la desproporción de pensamientos.  Se dispara el tiempo en un veloz recorrido por las sendas inescrutables donde nada es permanente, todo gira sin cesar a velocidad de vértigo, bailan las horas en el mismo silencio donde me cobijo en busca de un equilibrio que a solas consigo cuando se aplaca la tormenta y la calma vuelve en el interior del vórtice en el que quieta me mantengo. Imagen de la red

MUNDOS PARALELOS

  Suspendida en el aire, flotando entre deseos y sueños, cultivando fragmentos de recuerdos, aturdida con el impacto del tiempo se apoderó de mi sentir la última versión que descubrí en mí. No fueron las horas ni fueron los destiempos, fueros los sueños que por un horizonte sin margen se diluyeron. En la bravura de este oleaje que inunda mis pensamientos me fundo con las vivencias, tan lejanas y tan cercanas al mismo tiempo, lo sorprendente es la noción equivocada que la mente mantiene entre pasado y presente donde todo confluye en único momento. Se repiten las secuencias acercando realidades desde otra perspectiva en la que nada es lo que aparenta, mundos paralelos desempeñando una obra de teatro en la que se representan roles diferentes, distintos cuerpos en una misma alma que muestran las puertas de la noche de los tiempos.  Imagen de la red