Ir al contenido principal

Entradas

INTERROGANTES

¿Dónde viven los sueños que ya no recuerdo el ayer soñado?
¿Dónde quedan las reminiscencias de lo vivido y lo imaginado,
dónde las ilusiones que no se alcanzaron?
¿Dónde reposa el llanto que liberó el desasosiego,
en qué lugar del tiempo y el espacio permanecen los recuerdos olvidados?
¿Dónde pervive la magia del amor eterno,
dónde se esconde la sonrisa que no fue sincera,
dónde sucumben las ansias de amar y ser amada,
dónde fluye el viento en la mirada enamorada?
Dónde se perdieron las pasiones que motivara a los amantes
en qué lugar de la memoria quedó grabada tu imagen?
Dónde permanece el refugio que siempre hallé en tu mirada,
dónde mueren los días y comienzan las batallas,
dónde se perdió la luz que daba brillo a la esperanza?
Dónde morirá el amor que nunca germinó,
dónde se desvanece  el dolor y el suplicio se acaba?
¿Dónde, en las múltiples formas en las que nos transformamos,
está la verdadera esencia que en el infinito aguarda?
¿Por qué se ha de pagar un precio por los pecados no cometidos,
qui…
Entradas recientes

LA EXTRAÑA PASAJERA

Con un poco de retraso sale de la estación este relato que escribí para participar en el concurso Extraños en un tren del blog de David Rubio, El Tintero de Oro. Por defectos de fabricación tuve que dejarlo estacionado para que el servicio especial de mantenimiento hiciera las revisiones oportunas. Reparados los defectos aquí os dejo con este relato con el que me estreno en este género mezcla de intriga, misterio y un toque sobrenatural.

Gracias queridas amigas Estrella Amaranto y Mila Gómez por vuestra ayuda.









Era media tarde de un día cualquiera, en una población como otras muchas, donde las sombras de la noche ya empezaban a pronunciarse y el cielo mostraba sus tonos crepusculares dejando atrás los débiles rayos de sol que caían con desgana sobre la despoblada estación de tren de aquel lugar.

El otoño se iba abriendo paso dejando su huella en el paisaje de montaña con las inconfundibles tonalidades de la estación otoñal. El fuerte viento que sopló durante el día había propiciado la c…

DE REGRESO

Estaba exhausta, no sabía cuánto tiempo llevaba caminando, se le antojaba que habían transcurrido años desde que saliera de aquel lugar de tinieblas en busca de la luz. Su noción del tiempo desapareció en el momento en que atravesó la muralla del pasado e inició el camino de regreso. Se sentía abatida, no conseguía reconocer nada de lo que la rodeaba, sus recuerdos estaban envueltos en frágiles cristales que podían descomponerse en cualquier momento.

La cabeza le daba vueltas y más vueltas, el vértigo se le instaló en el estómago y tuvo que detenerse a vomitar memoria y tiempo. Se sentó bajo la copa de un gigantesco árbol y quedó absorta contemplando la belleza del manantial de cristalina agua que surgió de entre la nada. Se contagió del alegre alboroto con que las aguas caían formando un arroyo de espuma plateada. Quedó como hipnotizada, mirando fijamente aquella cascada y se visualizó deslizándose  por ella como si de un tobogán se tratara. La sensación de mecerse en la cola blanca d…

VACÍO

Vacío que duele, vacío que araña, vacío intenso que se agolpa en el pecho y perfora las entrañas. Vacío de todo, vacío que agota el aliento y se agolpa en la garganta. Vacío que asfixia y comprime el pecho vacío de querer llenar la oquedad que traspasa el alma. Vacío de no saber qué, vacío que se impone y no disminuye con el tiempo, vacío que busca ser llenado. Vacío de arco iris, vacío de grises tonalidades, vacío de un tiempo que no tuvo tiempo. Vacío de amaneceres ciertos,

ME VESTÍ DE MÍ

Me vestí de mí con todo lo que soy, me desnudé de ayer y hoy soy conmigo más auténtica, más yo, más en mí. Me desvestí de la endurecida piel y me deshice del disfraz que mi cuerpo acorazaba impidiendo mostrar la luz que mi interior albergaba.
Me permití sentir la plenitud de ser tal y como soy. Me vestí sin artificios, sin trajes de apariencia  ni auto engaños para mí y sin prendas de agrado para satisfacer al mundo. En mi desnudez me abracé y me sonreí y me conquisté y me seduje sin pudor ante lo que descubrí aceptando imperfecciones, admitiendo defectos y errores que forman parte de mi atuendo humano sin entrar en descalificaciones ni  juicios errados.

Esculpí con mente renovada la revelación del alma. Cincelando con amor mi escultura besé las formas de mi autenticidad y acaricié cada detalle desde una perspectiva más clara, percibiendo sin reproches mi perfecta imperfección como ser humano, con intención de ser mi mejor versión conforme a mi creencia y mi propia religión, con mi filo…

DESDE EL SILENCIO

Desde el silencio se impone mi voz al tumulto de voces que  no quieren abandonar el reino del que fue mi voz destronada. Desde el silencio se impone con fuerza el grito engendrado desde la impotencia de querer deshacer los grilletes que aprisionan el alma.
En la cruenta batalla tu voz se debilita, pierde fuerza y agoniza emitiendo un último estertor en que se quiebra la palabra. El eco que clama libertad se acrecienta, mi voz se hace grito en su defensa, no más órdenes voy a atender que de tu voz provengan, no más limitaciones para mantenerme a tu merced bajo el yugo de tu control, paralizada por el impuesto terror de tus demandas, no más castigos ni sentencias a cadena perpetua por tus jueces ordenadas.
Desde mis profundidades me rebelo ante la dictadura a la que me sometes y no malgasto más energía y tiempo en escucharte, de tu eco me libero y dejo de ser la sierva atemorizada.

Desde el silencio mi voz se recupera y tomo el control y las riendas y de nuevo me proclamo única reina y gob…

TIEMPO FUERA DE TIEMPO

Generoso viene el tiempo envuelto en su fragilidad descomponiendo con rapidez micro-segundos, avanzando de forma imperceptible a su ritmo, transformándose en minutos que en efímeras horas se convierten en su inconmensurable paso por las vidas. Se evapora el tiempo en un suspiro, una inhalación y la vida, como el aire, fluye y en la siguiente exhalación libre vuela y escapa de la jaula que la contiene.

La rutina, que en apariencia moldea el día a día se convierte en novedad cuando el tiempo generoso se torna y acude a la cita dispuesto a regalar momentos en los que deja que la imaginación se sumerja y vuele  hacia paraísos en los que las saetas del reloj se detienen y el dios Cronos no interviene. Es entonces que, como por arte de magia, queda interrumpido el sonido del tic-tac, los sentidos desoyen el tono de la maquinaria y se concentran, se obsequian el honor de crear la historia que en ese día más conviene a su necesidad.
Generoso se muestra el tiempo más allá de la frontera de la re…