Etiquetas

domingo, 13 de diciembre de 2015

TE ACERCAS EN MI SUEÑO












"El laberinto", imagen de Aída Díaz







Te acercas en mi sueño acariciando mi espacio

tan sutil y cercano te siento

que tu fragancia se funde en mi aliento.

No quieres mostrarme quién eres

Tu rostro se difumina en la espesura de mi ensoñación

Te acercas sin detenerte

No te quedas ni te vas

Rodeas con tu fantasmagórica sombra

 la penumbra de mi estancia.

Huelo tu esencia a deseos de amar

 Dejas en mí,

 por la mañana,

 el recuerdo de tu presencia.

Una vez más,

 noche tras noche

Repetición del mismo sueño

No puedo identificarte,

 pero no me eres ajeno

Me dejas cada vez un poco más de ti.

Y en mi sueño intento alcanzarte

Con inútil gesto,

 a tientas,

 busco tu proximidad.

No eres y sé que estás

Oigo el silencio de tus palabras cercanas

como eco de tus pensamientos

sin el sonido de tu voz.

Formas parte de mi sueño más arcaico

Aquel que nunca se realizó

No sé hablar de ti con elaboradas metáforas

No sé hablar de ti sin que se quiebre mi voz

 Cada noche me buscas y te acercas

vives y te instalas en mis sueños.

Te fundes conmigo en mi imaginación

Intento averiguar tu procedencia

Materializarte y realizarte

Darte nombre si no lo tienes

Solo en mi mente enajenada

Puedo nombrarte y equivocarme

Eres la esencia de mi mayor anhelo

Eres amor en estado puro

Eres amor sin condición.






2 comentarios:

  1. Se me da bien logrado el poema, amiga. Es un placer leerte.

    Abrazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tus palabras y por tu visita a mi incipiente blog amigo. Un abrazo.

      Eliminar